Loading

wait a moment

Crítica | Deadpool (2016) ★★★★1/2

La primera vez que vimos al carismático personaje fue en el 2009 durante X-Men Origins: Wolverine, en la cual, por no profundizar mucho, no le hicieron justicia. Sin embargo la promesa de hacer una versión de Deadpool más fiel a los cómics se encontraba en esa misma película en una escena post-créditos. Sin embargo, esta promesa no fue suficiente para complacer a los fanáticos que se sintieron ultrajados con la utilización de uno de los personajes más divertidos del mundo de los cómics (probablemente porque no vieron la escena post-créditos). Esto, más el justo fracaso de Origins en las críticas, eliminó cualquier posibilidad de que se hiciera un filme con este personaje, lo cual es una pena ya que si hay algo bueno en Origins, además de Hugh Jackman, es la interpretación de Ryan Reynolds como Wade Wilson/Deadpool… cuando aún tiene una boca para hablar.

Como son las cosas, casi 7 años después, y tras “filtrarse” un test footage CGI con la voz de Reynolds, la espera por volver a ver a este personaje ha terminado.

Desde su origen para la pantalla grande hasta su campaña de mercadeo, que es la mejor que he visto en mi vida (en gran parte gracias a la versatilidad casi única del personaje), tenemos en Deadpool una película que tiene unas altas expectativas que cubrir y es por esto que me da gusto escribirles que la misma no ha decepcionado, ya que no tan solo cumplio las expectativas sino que las superó. Es FUCKING AWESOME.

El filme es irreverente, gracioso, violento y sexy como en los cómics. También es sucio, jocoso, y Deadpool no para de hablar, o romper la cuarta dimensión para comunicarse con la audiencia. Claramente esto es un proyecto hecho gracias a los fanáticos y para los fanáticos. No me cabe la menor duda que será muy exitosa y se convertirá en una de esas películas que dentro de 10 a 20 años recordaremos con nostalgia cuando la vimos por primera vez, y la disfrutaremos de igual forma mientras nos preparamos para ver un maratón de la franquicia.

DEADPOOL
Deadpool (Ryan Reynolds) reacts to Colossus’ (voiced by Stefan Kapicic) threats.

La historia del filme se desarrolla en el presente, y utiliza a su favor los eventos ocurridos en X-Men: Days of Future Past (2014) para ignorar, o mejor dicho burlarse, de los eventos de Origins. En esta volvemos a ver a Wade Wilson contando su trágica y graciosa historia de cómo se convirtió en Deadpool, esto lo hace mientras busca vengarse de Francis (Ed Skrein), el hombre/mutante que le dio sus poderes y deformidad por el método de la tortura. O sea, la historia es una clichosa del origen de un superhéroe pero funciona como un vehículo para las descabelladas ocurrencias de su Deadpool.

La película resulta en una rara, pero efectiva, combinación de acción over the top, comedia over the top, romance over the top, con pizcas de horror y drama. No solo nos divertiremos viéndolo matar, sino que lo apoyamos mientras lo hace gracias a su historia.

Uno pensaría que la parte romántica sería el punto débil de la narrativa, pero no es así. La relación de Wide Wilson con su pareja Vanessa (Morena Baccarin) es creíble y justifica muchos de los aspectos de la trama, además que la química de Reynolds y Baccarin es excelente. Ya que estoy escribiendo sobre los personajes vamos a hacerlo también de los actores. Uno de mis mayores miedos era T.J. Miller como Weasel, a quien no encontré particularmente gracioso en los tráiler pero en el contexto del filme es muy bueno. A parte, quiero destacar a Ed Skrein (The Transporter Refueled) ya que es el mejor villano que he visto en mucho tiempo en una adaptación de cómics. Obviamente no podemos hablar de actores sin mencionar a Reynolds. El titular hizo una interpretación perfecta, tanto de Wade Wilson como de Deadpool. Nació para hacer este personaje y no Green Lantern.

Los guionistas Rhett Reese y Paul Wernick (Zombieland), como bien nos dejan saber en los créditos de apertura, son los verdaderos héroes de esta película, ya que trabajaron a los personajes e historia de una manera fiel a los cómics, dándole la libertad necesaria a los actores para improvisar sus bromas. El director Tim Miller (este siendo su primer largometraje) y su equipo hicieron un gran trabajo al trasladar lo escrito a la cámara capturando la demente naturaleza de este material.

Lo peor que puedo decir sobre Deadpool es que el ritmo se atrasa un poco a mediados del segundo acto, cosa que es normal en las películas, pero esto no dura mucho y en ningún momento el filme deja de ser indecentemente entretenido. También algunos de sus efectos visuales son caricaturezco pero, teniendo en cuenta el presupuesto de $58 millones con el que contó, realmente esto no es un problema.

Creo que está de más escribirles que se las recomiendo, ya que está claro en la reseña que me encantó la película. Fácilmente este es, al momento, mi filme favorito del 2016. Así que solo me queda esperar a que ustedes la vean para que me digan sus opiniones. Me despido por el día de hoy, será hasta la próxima.

deadpool_ver11_xxlg


Reseñas de 20th Century Fox:

1. Crítica | Morgan

2. Crítica | Independence Day: Resurgence

3. Crítica | X-Men: Apocalypse

4. Crítica | The Other Side of the Door

5. Crítica | Eddie the Eagle

6. Crítica | Kung Fu Panda 3

7. Crítica | Joy

8. Crítica | The Revenant

9. Crítica | Victor Frankenstein

10. Crítica | The Peanuts Movie

(Visited 15 times, 1 visits today)

1 thought on “Crítica | Deadpool (2016) ★★★★1/2

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *