Las 10 películas que más marcaron mi infancia

Como muchos de ustedes, una de mis primeras memorias es en el cine viendo una película; Vampire in Brooklyn (1995) es la mía. Probablemente tenía sólo 4 años cuando vi ese filme y, a pesar que el mismo no es uno particularmente bueno, es grato tener este recuerdo. Sin embargo, esa no fue una película que marcó mi gusto cinéfilo, pero las siguientes 10 que voy que les presento a continuación sí lo hicieron.


1. Predator (1987)

If it bleed, we can kill it.

A pesar de nacer en los 90s Predator fue una de las películas que más vi de pequeño, lo cual demuestra lo AWESOME que fue mi infancia. Tengo grabada en la mente el último acto, en especial la escena en la cual Predator va encontrar a Dutch en el puente natural, un árbol si mal no recuerdo, pero el héroe se esconde debajo de este. Obviamente la parte del lodo es clásica y el enfrentamiento final es épico. Adoro este filme y mientras más tiempo pasa mejor se pone.


2. Bloodsport (1988)

Kumite!

Antes de que piensen “Ay ya, el más que ve películas de acción” tengan en cuenta que los filmes están puesto en orden de estreno. Dicho eso, amo Bloodsport. La música de Paul Hertzog es brillante, el montaje de entrenamiento épico y la pelea final contra Chong Li, especialmente la parte en que lo ciegan, es uno de los mejores momentos en cualquier película de artes marciales.


3. Home Alone (1990) y Home Alone 2: Lost in New York (1992)

Keep the change, ya filthy animal!

¿Ven? Mi infancia no sólo fue de ver películas de “macho alfa, lomo plateado”. Puse ambas partes porque básicamente son la misma película. Si bien adoro la originalidad de la primera parte, mi favorita es la segunda. Me moría de la risa cada vez que Harry y Marv llegaban al apartamento y Kevin le tiraba los ladrillos. Una de mis comedias favoritas.


4. Child’s Play 2 (1990)

Hi, I’m Chucky. Wanna play?

Obviamente tengo que incluír la película que atormentó mi infancia y para bien o para mal la más que la impacto en el género de horror. Para muchos es la mini-serie IT, pero para mí Pennywise es todo un amor al lado del muñeco diabólico. Hoy por hoy mi favorita de la franquicia es la original, pero la segunda parte siempre tendrá un lugar especial en mi corazón al ser la primera que me traumatizó.


5. Terminator 2: Judgement Day (1991)

Hasta la vista, baby!

Uno de los mejores filmes de la historia. Es tan bueno que incluso siendo un niño aprecia su calidad. Tiene varias escenas que siempre me han encantado; la primera persecución del T-1000 en el camión, el escape de hospital psiquiátrico, la pesadilla de Sarah Connor y el desenlace final son algunas. A pesar de todo esto, la escena que más recuerdo de mi infancia es la muerte de Miles Dyson aguantando el detonador hasta su último aliento.


6. Batman Returns (1992)

I miss the days whens one’s biggest concern is exploding wind-up penguins.

Batman (1989) tiene un gran elenco, pero Returns tiene uno perfecto. Más oscura y más divertida que la primera parte. Siempre me quedé con ganas de ver una secuela real de esta historia (sé que intentaron hacerle un cómic).


7. Hocus Pocus (1993)

Oh look, another glorious morning. Makes me sick!

Hasta ahora todas las películas han sido bastante oscuras, incluso Home Alone tiene sus momentos de horror, pero por fin llegas a un filme de Disney sobre… unas brujas que antes de ser enviadas a la horca maldicen un pueblo y 300 años después son revividas y ahora estas quieren absorver el alma de todos los niños de Salem.

Mis personajes favoritos son Billy Butcherson el zombi y Thackery el gato parlante.


8. Baby’s Day Out (1994)

Throw down the Boo Boo and put your hands over your head!

La escena del zoológico y cuando el bebé utiliza el encendedor son por mucho mis dos partes favoritas del filme. Comedia física en su máxima expresión. Nada mal, para una película que trata sobre el secuestro de un bebe.


9. The Mask (1994)

SMOKIN’!

Hablando de comedia física, no hay nadie que supere a Jim Carrey en esta lista. Si ustedes creen que Deadpool hizo algo innovador, es porque no han The Mask, que 22 años antes ya rompía la 4ta dimensión. Todas las escenas cuando Stanley Ipkiss tiene la máscara puesta son memorables, pero mis favoritas son cuando este baila en el Coco Bongo con Tina y luego se gana un “Oscar” y el baile con todos los policias.


10. Matilda (1996)

I’m smart, you’re dumb; I’m big, you’re little; I’m right, you’re wrong, and there’s nothing you can do about it.

Finalmente llego a la última película, y esta trata sobre una niña superdotada que es maltratada por sus padres y a la cuál meten a una escuela en la que la directora es una posible asesina. Hay muchas partes de matilda que me gustan, todas las que ustedes puedan pensar están entre ellas, pero además siempre me encantó ese pequeño momento entre madre e hija al final del filme que redime un poco al personaje de Rhea Perlman.

¿Soy el único que quiere tener una caja de chocolates como la de Magnus y la maestra Miel?


Menciones honoríficas:

Friday the 13th Part VI: Jason Lives (1986), The Naked Gun: From the Files of Police Squad! (1988), Beetlejuice (1988), Cyborg (1989), Tango & Cash (1989), Lock Up (1989), *Tremors (1990), Death Warrant (1990), Kingdergarten Cop (1990), The Witches (1990), My Girl (1991), Mrs. Doubtfire (1993), Free Willy (1993), Demolition Man (1993), Richie Rich (1994), Assassins (1995), Jumanji (1995), Toy Story (1995), Space Jam (1996), Men in Black (1997) y Tarzan (1999).


Publicaciones relacionadas:

Mis 25 películas favoritas de Super héroes

(Visited 160 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *